Galeria

La Ola

La composición se centra en la cresta de la ola a punto de romper, inevitable, siguiendo el ritmo del universo, su poder destructor- creador. Ritmo que se expresa en la luminosidad que atraviesa toda la obra

Esta obra está inspirada en La Gran Ola de Kanagawa, del pintor japonés Katsushika Hokusai, imagen que aparece repetidamente como ejemplo de estructura fractal en el arte. El mismo Benoit Mandelbrot, padre de la geometría fractal, hace referencia a ella.

Las curvas de la espuma de la gran ola generan otras curvas que se dividen en muchas olas pequeñas que repiten la imagen de la ola madre. Esta es la propiedad característica de los fractales llamada autosemejanza, en la que el todo es exacta o aproximadamente similar a una parte de sí mismo.

Obras de la Colección
  • Asomo
  • superposicion-de-estados
  • Sierpinski